24h País Vasco.

24h País Vasco.

La Ley de Educación tildada de "fracaso" por la oposición debido a su "abandono a la defensa de la escuela pública" y falta de completitud.

La Ley de Educación tildada de

El proceso de elaboración de la nueva Ley vasca de Educación ha sido destacado por el PNV como "ejemplar e integrador", mientras que el PSE asegura que la ley "defiende lo público" y va a "favorecer el éxito escolar".

Los grupos de la oposición en el Parlamento Vasco, EH Bildu, Elkarrekin Podemos-IU y PP, consideran que la nueva Ley de Educación es un "fracaso". Argumentan que "toda la comunidad educativa está decepcionada", que se renuncia a defender a la escuela pública y que está alejada de las necesidades educativas. Por su parte, el PNV defiende el proceso de elaboración de la ley y el PSE asegura que va a ser beneficiosa para la educación pública.

En un debate en Radio Euskadi, los parlamentarios vascos valoraron la aprobación de la Ley Vasca de Educación en el Parlamento Vasco por parte del PNV y del PSE-EE, y con el rechazo de los grupos de la oposición. La nueva ley mantiene los modelos lingüísticos actuales y establece que los centros deben planificar el aprendizaje de las lenguas.

El parlamentario del PNV, Aitor Urrutia, considera que el proceso de elaboración de la ley ha sido ejemplar, aglutinante, inclusivo e integrador, y dice que los desacuerdos que puedan surgir son responsabilidad de cada uno. Además, destaca que la ley tiene como objetivo dotar al sistema educativo de las herramientas necesarias para una nueva generación de alumnos.

Desde el PSE, la parlamentaria Gloria Sánchez afirma que los socialistas están satisfechos con la negociación y que la ley defiende lo público, combate la segregación y garantiza que las lenguas no sean un problema. Asegura que esta ley va a favorecer el éxito escolar de todos los alumnos.

El parlamentario de EH Bildu, Mikel Otero, critica que la ley haya pasado de ser incluyente a ser excluyente, y considera que el resultado es peor de lo esperado. Lamenta que la comunidad educativa esté decepcionada y califica la aprobación de la ley como un fracaso.

El parlamentario de Elkarrekin Podemos-IU, Iñigo Martínez, aclara que en el acuerdo educativo no se mencionaba la imposición de un modelo lingüístico uniforme. Considera peligroso el discurso del Partido Socialista y opina que la ley es un fracaso para el Gobierno, ya que se ha aprobado sin contar con la comunidad educativa de la escuela pública.

Por su parte, el parlamentario del PP, Carmelo Barrio, critica que la ley esté a medio hacer y se necesiten más de 100 desarrollos reglamentarios. También argumenta que la ley está alejada de las necesidades educativas y que se centra demasiado en el eje de la educación en torno al euskera, dejando de lado el castellano. Opina que la aprobación de esta ley es un fracaso en varios aspectos, incluyendo el retroceso en la realidad del país.